12 mar. 2014

Dimensión Paralela XLIV --> Six Miles Wide



El pasado fin de semana fue algo así como "todo por las bandas de Pamplona" y es que si el viernes os dejaba la "Invasión navarra" al completo de novedades importantes de bandas de nuestra ciudad, ese mismo día y el sábado me embarqué en conciertos de bandas locales. Eso si, una en casa, con Six Miles Wide y otra a unos cuantos kilómetros mas de distancia, en Irún con Allowance. Pero eso vendrá mañana. 

Lo que hoy os vengo a contar es mi primer concierto con Six Miles Wide, los hard rockeros por excelencia de Pamplona, por denominarlos de alguna manera. Y es que hasta el pasado viernes día 7 de marzo no había tenido la oportunidad de verles en directo por X o por Z. Pero esta vez no se nos iban a escapar, así que acudimos al Subsuelo y pagamos una entrada simbólica. 
Y sé que al pagar entrada (al  menos ese recuerdo en papel tenemos también del evento),  esta "entrada" que aquí escribo debería ir en la de "Vivencias". Ya recordáis que la sección de "Vivencias" era para esos conciertos a los que iba y pagaba una entrada y ésta, la de "Dimensión paralela" era para los conciertos gratuitos. Pero en este caso al ser simbólico y en casa, he decidido meterlos aquí.





Dicho esto, nos meteremos en materia. De nuevo acudimos al bar subsuelo (ese lugar del que ya os deje mis impresiones la semana pasada y que se volvieron a repetir en esta ocasión, solo que no había tanta gente "vip" como en esta ocasión), tras haber estado la semana pasada en la presentación de Sonic Toys y su Rock, ahora le tocaba el turno a Six Miles Wide.




Diez minutos antes de las once de la noche se puso en marcha la maquinaria de Six Miles Wide, un quinteto muy joven que desprende mucha energía y mucha actitud sobre el escenario, viviendo lo que hacen, como tiene que ser. En este caso presentaban su segundo disco llamado "Through the wild"

El primer single,  "On fire",  que sacaron para presentar este disco lo tenéis justo arriba de la entrada, ya que es el vídeo de cabecera hasta nuevo aviso. Fue grabado en el bar rockefor de Pamplona y está bastante bien. Aunque en directo el tema gana mucho más, sin duda. Como era de esperar, presentaron varios temas de su nuevo disco así como alguno recordando su anterior "Deadly habits".


 

Six Miles Wide no es una banda de hard rock a secas, de hecho coquetean con diferentes alternativas dentro del género, un poco más gamberro, un poco más añejo, un poco más elegante, y tienen muy buenas intenciones. La voz de Erik además al ser más grave de lo que acostumbra el estilo queda original, aunque hay algunos registros que aún se le resisten y se le ve más forzado a ellos en el directo, y tiene que trabajarlos un poco mas. Simplemente buscar donde mas cómodo se encuentre para que todo vaya fluido.  Aún así, eso lo suple con nota con su puesta en escena y su entrega, que al final se contagia al público, si no tiene sangre de horchata, como diría aquel.








Temas como "Burn to ashes" o "Turn it up" sonaron muy bien, pegadizas, gamberras y directas. 
Hay que comentar que el sonido fue bastante malo, sobre todo al inicio del concierto. A penas se escuchaba una de las dos guitarras y el asunto no mejoró hasta pasados quizás cuatro temas mínimo. Aunque como los temas son tan marchosos y en general tan redondos, la cosa no deslució tanto el concierto como pude haber previsto. Pero lo que tengo por seguro que esto con mejor sonido habría sido mucho mejor. Pero no podemos pedir mas. Muy buena la labor de Josu a la batería, me gustó mucho la personalidad que le daba a los temas así como Pedro y Adrián a las guitarras. Jm al bajo quedó un poco más relegado a un discreto segundo plano pero en algún tema donde su instrumento tiene mayor protagonismo salió a la palestra con buena nota como con "Dear beautiful"


"S.T.A.R.T" gustó y mucho, así como los temas de su anterior lanzamiento como "9 ball" o "Bless this mess". También hubo un momento especial para la canción lenta de la noche, acompañados por una chica llamada Elisabeth que lo hizo muy bien, para el tema "All you said". Se lucieron bastante los dos en este terreno. Hubo tiempo para alguna que otra versión como de Bruno Mars o de Aerosmith, o la archiconocida "Born to be wild" de Steppenwolf, que  me encantó.


Y más o menos, tras una hora de reloj aquello llegó a su fin. A pesar de los problemas de sonido y los detalles a mejorar, me gusta esta banda. Me gusta su puesta en escena, sus ganas y su actitud y seguro que esta gira que van a comenzar va a hacer que maduren mucho y que eso se demuestre la próxima vez aún más sobre el escenario. Veremos donde nos los encontramos la próxima vez ya que éste era el único concierto en Pamplona de presentación de este disco según nos comentaron. Estaremos al tanto. Con gente tan agradecida con el publico y tan sencilla solo nos queda desearles lo mejor en su aventura.

Si es que en Pamplona tenemos de todo, pero aqui no se pispa nadie. Que si metalcore, que si hardcore, power, thrash, hard rock... No podemos quejarnos de variedad y de inquietudes entre nuestros musicos. Y eso me encanta.


Gracias por vuestro tiempo,

Sonia
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...